Cope Pinares 92.2 FM

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
92.2 FM
Error
  • Error al cargar los datos feed.

Cámara de comercio

La reforma pretende refuerzar las funciones que la Cámara desempeña para favorecer la internacionalización de las empresas de Madrid, especialmente apoyando a las pequeñas y medianas empresas, y la promoción de los productos y servicios madrileños.

En coherencia con el nuevo modelo cameral que instituye la Ley 4/2014, el proyecto de Ley tiene por objeto fortalecer la dimensión privada de la Corporación, asignándole funciones específicas que quedan fuera del ámbito público–administrativo pero que tendrán una especial incidencia en las empresas madrileñas.

El proyecto de Ley, además, cambia la denominación actual de la Cámara, incluyendo expresamente el sector servicios en su futuro nombre. La Cámara Oficial de Comercio, Industria y Servicios de Madrid, denominación que entrará en vigor en el momento de aprobación de la Ley, reconocerá así la importancia del sector servicios en una economía tan fuertemente terciarizada como la madrileña.

Conforme a la legislación estatal básica, el proyecto regula un modelo de Cámara que debe representar a todas las empresas de los sectores del comercio, la industria y los servicios, sin que ello suponga ninguna obligación económica para ellas. Es decir, todas las empresas y empresarios madrileños que realicen actividades comerciales, industriales o de servicios pertenecerán a la Cámara pero no estarán obligadas a contribuir a su sostenimiento de forma obligatoria, pudiendo realizar aportaciones voluntarias a la Corporación si así lo desean.

El nuevo modelo de Cámara supone que sus ingresos ya no provendrán en su mayoría de las cuotas de sus asociados, como era el caso del recurso cameral permanente, sino que deberán obtenerse por la prestación de servicios a las empresas, las rentas de su patrimonio, las aportaciones voluntarias que éstas realicen a la Corporación, las operaciones de crédito que suscriban y, en su caso, los ingresos que puedan serle atribuidos por Ley, en virtud de convenio o por cualquier otro procedimiento, de conformidad con el ordenamiento jurídico.

La Cámara deberá tener una contabilidad diferenciada entre los recursos que obtenga de su actividad pública y privada

El Proyecto de Ley cambia la denominación actual y añade al sector Servicios, el más representativo de la economía regional

nueva norma reconoce por primera vez funciones de carácter privado, como facilitar el acceso a la financiación a las empresas

Todo ello implica que la Cámara deba compaginar el ejercicio de las funciones público–administrativas, que son las que determinan su naturaleza de Corporación de Derecho Público, con actividades privadas que les permitan asegurarse su suficiencia financiera. Por ello, otra de las novedades del proyecto de Ley es la obligación de que la Corporación lleve una contabilidad diferenciada, que identifique claramente qué recursos proceden de su actividad pública y cuáles de su actividad privada.

El proyecto de Ley garantiza la continuidad de funciones fundamentales para el tejido empresarial, como son las relativas a la formación, el fomento de la competitividad y la internacionalización, en coordinación con las actuaciones que en estos ámbitos puedan llevar a cabo las organizaciones empresariales y la propia Comunidad de Madrid. Asimismo, asegura una mayor eficacia en el desempeño de funciones público–administrativas por parte de la Cámara y recoge por primera vez una serie de funciones de carácter privado de gran importancia para las empresas madrileñas.

Dentro de las funciones de carácter público–administrativo, que son las que justifican la definición de la Cámara como Corporación de Derecho Público, se encuentran, entre otras, actuar como órgano de asesoramiento de la Comunidad de Madrid, desarrollar actividades de apoyo y estímulo al comercio exterior, elaborar estadísticas y estudios, colaborar en programas de formación y, en definitiva, fomentar cuantas acciones sean precisas con el fin de impulsar la competitividad y el progreso de las empresas madrileñas

Por otra parte, las funciones privadas que podrá desempeñar la Cámara, con especial incidencia en las empresas madrileñas, son, entre otras, prestar servicios de información y asesoramiento empresarial; promover o facilitar el acceso a la financiación de los pymes y autónomos para el inicio y/o desarrollo de proyectos empresariales; realizar actividades de mediación así como de arbitraje mercantil, nacional e internacional; difundir e impartir formación en relación con la organización y gestión de la empresa; y prestar servicios de certificación y homologación de las empresas.

Fruto de esta colaboración, en los últimos años el Gobierno Regional y la Cámara de Comercio han impulsado conjuntamente actuaciones como el Plan de Fomento e Impulso del Pequeño Comercio y la Hostelería (PLAN FICOH), la rehabilitación y modernización de mercados y galerías comerciales, la organización de la Feria Mercado de Artesanía, la campaña de promoción del turismo de compras "Madrid 7 Estrellas" o el desarrollo del portal de comercio electrónico de la Comunidad de Madrid.

Estas actividades cuentan con el apoyo y la colabor ación de la concejalía de Cultura del Ayuntamiento de San Martín de Valdeiglesias.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

EN IMÁGENES

Publicidad

Banner

NOTICIAS DE COPE

RECIBE LAS NOTICIAS