Cope Pinares 92.2 FM

  • Aumentar fuente
  • Fuente predeterminada
  • Disminuir fuente
92.2 FM

Mantener y crecer, hacia ¿Dónde?

Hace más de un quinquenio que se viene advirtiendo a la ciudadanía española que ha sido una derrochadora integral, que se ha gastado lo que no tenía y que como consecuencia de ello estamos endeudados hasta las cejas. La receta ha sido clara, concisa y contundente: austeridad. Se ha puesto como ejemplo aquello de que como los gastos son mayores que los ingresos, hay que recortar los gastos. Y eso se ha hecho con precisión y rapidez casi quirúrgica, mediante unos presupuestos generales del Estado que, según los que saben de esto, van a ser de muy difícil cumplimiento.

Mantener y crecer, hacia ¿dónde?Al mismo tiempo se sostiene por algunos que todo esto sienta las bases para que se pueda crecer y que cuando se crezca la cosa cambiará, se supone que a mejor. Es inevitable la pregunta ¿hacia dónde? Porque el panorama es perfectamente opaco.

Desde los poderes públicos y desde los medios de comunicación más o menos afines a los respectivos gobiernos sólo se nos han venido contando desgracias y problemas, a cada cual más grave. Quizá para justificar los sucesivos recortes.

Por otra parte, desde los centros de poder europeos se han empezado a oír voces, tímidas y escasas, quizá muy "electoralizadas", que hablan de crecimiento, e incluso se han escuchado palabras de concordia y colaboración entre representantes de los dos grandes partidos –los demás, es obvio que no cuentan casi para nadie–, lo cual podría hacer pensar que al menos podríamos mantener lo poquito que se nos había dejado después de tanto recorte, tanto aumento de impuestos y tantas premoniciones ominosas de que éstos seguirán aumentando.

Pero resulta que hace unos días se nos advierte de que eso de mantener tampoco es posible, que la ciudadanía tendrá que hacer frente, además, a los costes de mantenimiento de las autovías, en lo que hace a la Comunidad de Madrid: M-45 y M-501. Es sobradamente conocida la peripecia del desdoblamiento de esta vía desde Quijorna hasta Navas del Rey y sobre todo la condena que ha recaído en la cuestión, aunque todavía no se conozcan las repercusiones económicas, incluidas las costas procesales, que al final recaerán en la ciudadanía, quizá por esa vía que se anuncia de los "costes de mantenimiento".

Desde los poderes públicos y desde los medios de comunicación más o menos afines a los respectivos gobiernos sólo se nos han venido contando desgracias y problemas

Es sobradamente conocida la peripecia del desdoblamiento de esta vía desde Quijorna hasta Navas del Rey y sobre todo la condena que ha recaído en la cuestión

Sería muy cómodo y muy rentable para algunos que este proceso de austeridad y recortes continuara con más privatizaciones

En el mismo sentido, pudiera ser que la agrupación de municipios en razón de su población, la delimitación de competencias locales y su financiación, entre otras de las que contiene el plan de reformas 2012 del Gobierno, discurra por ciertas vías en las que parecen coincidir en los hechos, que no en las palabras, quienes hoy gobiernan España: la privatización absoluta de la gestión de los derechos que la Constitución Española atribuye a la ciudadanía española y a quienes residen en el territorio nacional. Sería muy cómodo y muy rentable para algunos que este proceso de austeridad y recortes continuara con más privatizaciones, con el establecimiento de determinadas tasas para el pago –parcial mediante el eufemismo del “copago”– del precio de los servicios públicos, o incluso con la subida de los impuestos indirectos, especialmente el I.V.A.

Así se mantendría una especie de constitucionalidad relativa respecto a la ciudadanía, mientras que los concesionarios de la gestión de esos servicios públicos podrían incrementar el coste de los mismos con el legítimo beneficio industrial derivado del ejercicio de una actividad económica, el cual como no puede ser de otra manera, pagaríamos cada uno de los usuarios del servicio.

Está claro que los resultados de la Encuesta de Población Activa y los propios datos de los servicios públicos de empleo, unidos a las informaciones que los medios de comunicación nos hacen llegar, sin perjuicio de su peculiar idiosincrasia o afinidad ideológica, ponen de manifiesto cuáles son los principales problemas que afectan a la ciudadanía española, incluso para quienes no somos expertos en el tema: el paro y la escasa, por no decir nula, fluidez en el crédito.

Todo esto ha contribuido y contribuye decisivamente a mantener un clima de inquietud, de desconfianza y de desánimo en la ciudadanía

Se hace imperativo para las personas a quienes la ciudadanía ha otorgado su confianza para que gobiernen desde las tres Administraciones Públicas que sean transparentes y claro

Nos merecemos es que nos expliquen alto y claro en qué y cómo se van a invertir las tasas y los impuestos para que la satisfacción de nuestros derechos

Son numerosos los casos –en esta comarca hay algunos– en que empresas privadas que venían prestando servicios públicos han tenido que dejar de prestarlos porque las administraciones correspondientes no les pagaban las facturas. Incluso aún hoy, sin perjuicio de los medios de pago puestos a disposición de Comunidades y Entidades Locales por el Ministerio de Hacienda, son muchos los acreedores que no han cobrado.

Todo esto ha contribuido y contribuye decisivamente a mantener un clima de inquietud, de desconfianza y de desánimo en la ciudadanía, que observa con perplejidad cómo pasa el tiempo y se siguen mareando las diferentes perdices, y se pregunta con razón ¿hasta cuándo? Se hace imperativo para las personas a quienes la ciudadanía ha otorgado su confianza para que gobiernen desde las tres Administraciones Públicas que sean transparentes y claros, que se dejen de intereses electorales y partidistas y que de una vez por todas cambien los viejos modos y empiecen a gobernar para la ciudadanía, pero con la ciudadanía, ya que si se siguen pidiendo esfuerzos lo menos que nos merecemos es que nos expliquen alto y claro en qué y cómo se van a invertir las tasas y los impuestos para que la satisfacción de nuestros derechos no sufra detrimento alguno ni en cantidad ni en calidad.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

RECIBE LAS NOTICIAS